Belleza y vanidad, ¿cuál es la diferencia?

Tips para Blog

Belleza y vanidad, ¿cuál es la diferencia?

Creo que el título lo dice todo, ¿están ligadas? ¿son lo mismo?¿van separadas?, para arrancar con esta conversación, porque ojalá fuera así, tengo la esperanza de creer que al leer estas entradas lo que estamos abriendo es una conversación entre los dos, quien lee y quien hace unos días estuvo escribiendo esto, quisiera empezar por repasar la definición de estas dos palabras, según la RAE:

 

Belleza

  1. f. Cualidad de bello.
  2. f. Persona o cosa notable por su hermosura.

Belleza ideal

  1. Fil. En la filosofía platónica, prototipo o ejemplar de belleza, a la que tienden ciertas formas de la realidad en continua búsqueda de la belleza en sí.

Vanidad

Del lat. vanĭtas, -ātis.

  1. f. Cualidad de vano1.
  2. f. Arrogancia, presunción, envanecimiento.
  3. f. Caducidad de las cosas de este mundo.
  4. f. Palabra inútil o vana e insustancial.
  5. f. Vana representación, ilusión o ficción de la fantasía.

Cuando las vemos por su significado, se hace muy evidente lo diferentes que son, sin embargo parece ser que en nuestra vida cotidiana nos cuesta mucho trabajo separar una de otra; la realidad es que con el paso de los años o siglos, o en fin, con el paso del tiempo, hemos ido acercándolas una a otra, olvidándonos de lo diferentes que son y peor aún de las dificultades que puede traer el confundir una con otra.

Una de las cosas que más conflicto emocional nos genera hoy en día, al menos a mi criterio, es el exigirnos ser lindos o “bellos” desde la vanidad; lo primero que necesitamos entender, es que desde la vanidad nunca vamos a lograr ser lindos, desde la vanidad nunca vamos a estar a la altura de las expectativas, ni del ideal.

Seguramente entonces lo segundo que debemos entender es que desde la realidad la belleza es una constante, una constante que respeta y valora las diferencias, las contexturas naturales de cada cuerpo, las particularidades que vienen con cada raza y sin duda la riqueza que trae el que seamos seres humanos todos distintos y no modelos de plástico producidos por una fábrica de juguetes.

 

*Los resultados pueden variar dependiendo de la persona.

Publicidad ▾

Tips recomendados

Belleza Nutrición Deporte Blog